El Medico

Tal vez si hubiera preguntado dónde…pero con quién? No, no pienso decírselo. El culpable de todas formas ha sido y es, él mismo…y qué más da quién? Podía haber sido cualquiera: el vecino, su amigo Andrés… ¡yo que sé!
Miró su bolso rojo, el de los domingos, le parecía nuevo, no lo recordaba. Mientras cruzaba la calle empezaron a caer gotas.
-Quién, quién? Le retumbaba en la cabeza, una y otra vez.
De siempre he sido muy despistada. Además ¡se lo tiene merecido!
No, no sé quién fue, además el médico dijo que sería así como se manifestaría, poco a poco olvidándose de cosas hasta el final.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s